De hackers, piratas y académicos

No me gusta meterme en polémicas. Bueno, no me gusta en estos artículos, que una buena discusión me gusta como a cualquiera.

Dicho esto hoy voy a hacer una excepción y además voy a tomar partido.

Parece que la RAE (Real Academia Española de la Lengua) ha incluido el termino Hacker en su ultima edición del diccionario. Yo no lo he visto porque en la versión web, que es la que yo uso, aún no está.  Hasta aquí todo bien. El problema está en la definición (hay solo una acepción) que da para Hacker.

Hacker. Pirata informático.

Me entero de todo esto a través del twitter de Chema Alonso. Alonso es uno de los más destacados hackers y divulgadores sobre seguridad informática que hay en este país.

Chema ha abierto una campaña en change.org para intentar que la RAE cambie esta definición. ¡Espero y deseo que lo consiga!

Yo personalmente mantendría esta definición (ya que en algunos casos se usa con ese fin) pero nunca como acepción única, y por supuesto no como la principal. Por mi puede mantenerse siempre que se explique que es usada por colectivos ajenos al mundo hacker y de la seguridad informática.

Password PixabayLa informática es una disciplina muy nueva que ha ido generando muchos términos para referirse a los distintos campos de actuación y especialidades que la integran. De esta forma surge el termino hacker, que se auto asigna un colectivo de técnicos interesados en la seguridad de las comunicaciones y los equipos en red y que usan técnicas invasivas para validar la fortaleza de las defensas establecidas. Hasta aquí lo que hace un hacker y las técnicas de hacking. Lo mismo que hace ingeniero de caminos para analizar la resistencia de un diseño para un puente ¡Lo mismo!

Que hay hackers buenos y hackers malos es indudable, igual que pasa con los políticos o los académicos. Los porcentajes serán diferentes para cada colectivo pero lo que es evidente es que la intención no está en la actividad que se desarrolla sino en la naturaleza del individuo concreto.

Creo que la academia, y con ella los académicos, es muy lenta en sus movimientos, pero cuando se mueve debe hacerlo en la dirección correcta. Y de sabios es asesorarse cuando de algo no se sabe, pero hay que consultar al experto no al que está más cerca.

¡Un hacker no es un pirata por muchos académicos que lo digan!

La petición de Chema Alonso sigue su curso y en el momento de publicar esta entrada está muy cerca de conseguir su objetivo inicial.

 

Javier Ezquerra JAEZ. CISA

Consultor en TusMedios

Imagenes de Gerd Altmann disponibles en pixabay.com

@Javier_Ezquerra

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *